Basado en el Lamborghini 400, el Flying Star II junto con otros prototipos como el Marzal supuso la evolución natural del diseño de la marca del toro. El Flying Star fue presentado en el salón del automóvil de Turín de 1966. Fue diseñado por la carrocera Touring, concretamente por el equipo de Carlo Anderloni.Los resultados fueron decepcionantes, a la prensa no le convenció su carrocería angulosa, la caída del techo que lo hacía parecer un station wagon, ni el gran espacio interior desaprobechado, puesto que era un biplaza con carrocería de 2+2. Inicialmente se montaron llantas de radio, posteriormente fueron sustituidas por unas Campagnolo de magnesio fundido. El motor era un V12 de 4 litros y 320 Cv. procedente del 400. Tras el salón fue vendido a un coleccionista francés. El Flying Star II es probablemente uno de los prototipos de Lamborghini más desconocidos y menos admirados por los entusiastas de la marca.

Imágenes del Lamborghini Flying Star II