La tecnología de la motocicleta fue básica para la mayoría de los intentos de la marca Honda en la fabricación de automóviles. Fue presentado en el Salón de Tokio de 1965. Su primer modelo fue el S500 de 1963 con tracción a las ruedas traseras por cadena y su máxima potencia a 8.000 Rpm.

Este deportivo de 3 metros de largo, se fabricaba con el chasis separado de la carrocería tal como era típico en la época y equipaba frenos de disco delanteros y suspensión independiente. Más tarde se le montó una tracción convencional en las ruedas traseras y un eje posterior suelto con brazos oscilantes y un puntal Panhard. Fue un buen coche para su tiempo pues se vendía más barato que el Mini Cooper, pero le condenó su cambio de marchas y su excesivo consumo. Teniendo en cuenta su pequeño motor el S800 entregaba 70 CV, tenía un buen poder de aceleración con una suspensión dura y una buena maniobrabilidad. El modelo más deportivo era el S800M que se mantuvo en producción hasta 1970. El espiritu de estos pequeños deportivos sigue hoy vigente con el S2000, cuyas vueltas alcanzan las 9.000 Rpm y su ratio peso potencia igual que en el S800 es sumamente alto para un deportivo de su clase.

S800 Spider vista trasera

Entre sus carrocerías había un atractivo convertible con un techo practicable de lona y un cupé con un techo de lona y un cupé con portón trasero que aumentaba su practicidad. Hoy en dia existe toda una serie de entusiastas de este coche principalmente en Japón.

S800 Coupé de 1967

Vista interior

Motor L4, 791 cc.
Posición Tracción Delantera
Válvulas DOHC 2 Válvulas por cilindro
Desplazamiento 791 cc.
Compresión 09:02:01
Potencia 52 Kw (71 Cv.)
Peso 790 Kg.
Par 83 Nm
Peso/Potencia 90 Cv./ 1000 Kg
Ruedas Delanteras N/d
Ruedas Trasera N/d
Frenos Delanteros Ventilados
Frenos Traseros Ventilados
Transmisión 4 Velocidades Manual
Velocidad Máxima

160Km/h

Aceleración 0-100 Km/h 13,6 seg
Producción Total 11536
Tasación (en buenas condiciones) 12.000 €